El membrillo es un fruto de forma ovalada, de fuerte aroma y sabor agrio, protagonista de meriendas y deliciosos postres.