Los derivados cárnicos son los productos alimenticios derivados de la carne. Estas carnes, despojos y grasas son ricos en proteínas y tienen un alto valor de vitaminas y minerales.