El raclette es un tipo de queso cuyo origen se remonta a tierras suizas, el cual es considerado como una alternativa de alta calidad con gran cantidad de adeptos alrededor del mundo en búsqueda de una experiencia especial al respecto. Es de esta manera que para poder ir más a fondo en sus orígenes uno tiene que remontarse al cantón de Valais, ubicada en medio de los Alpes, lugar donde su existencia se remonta al siglo XVI y se ha vuelta una costumbre casi diaria el hecho de consumirlo.

Raclette: Queso Suizo en Base de Leche Cruda de Vaca

Su preparación se lleva a cabo en base a leche cruda de vaca, pero lo interesante en el tema más bien guarda relación con otros aspectos como por ejemplo la forma en la cual se le alista previo a ser comido, siendo de esta manera que los moldes de forma circular pasan a cortarse por la mitad y son llevados junto a una fogata para que pase a derretirse levemente, luego de ello se usa un rayador especial mediante el cual el queso fundido se coloca sobre un plato de comida acompañando otros elementos, siendo común al respecto el uso de papas. Su popularidad además ha hecho que existan diversas versiones como por ejemplo la pimentada, con finas hierba e inclusive la de vino blanco.