El escargot también conocido como caracoles franceses es un platillo de caracoles de tierra cocidos que se sirven como entrada en Francia. Este platillo se elabora en base al caracol de Borgoña.

Escargot: Receta de Caracoles Franceses y ¿Cómo se comen?

Para preparar los escargots hay que proceder a limpiarlos hasta que suelten la baba y los excrementos, sometiéndolos a un ayuno de varios días a 2 semanas, antes de colocarlos en sal o en vinagre. Después de lavarlos y cepillarlos en agua salada o avinagrada, se escaldan en agua hirviendo. Son entonces removidos de sus conchas, eviscerado, y lavados de nuevo con mucho cuidado así como las conchas. Se cuecen finalmente en un caldo antes de ser colocados de nuevo en las conchas.

Ingredientes

• 1 gramos de pimienta
• 12 gramos de ajo
• 12 gramos de perejil
• 200 gramos de mantequilla
• 5 docenas de caracoles
• 5 gramos de sal
• 6 gramos de chalote

Preparación

Una vez que ya hemos realizado el proceso de limpieza de los escargots, procedemos a pelar los dientes de ajo y triturar el chalote. Luego mezclamos el ajo, el chalote y el perejil junto con la mantequilla y mezclamos bien. Sazonamos con pimienta y sal y colocamos la mezcla en las cáscaras vacías.

El siguiente paso es meter los caracoles en el interior y seguir introduciendo la mezcla de la mantequilla y los demás ingredientes.

Finalmente colocamos los caracoles con la apertura orientada hacia arriba en el horno previamente precalentado a 200°C durante 10 minutos.

¿Cómo se comen?

Los escargots se comen con tenazas y tenedores especiales.