La cocina es uno de los ambientes de la casa donde podemos volcar toda nuestra creatividad y embarcarnos en la travesía culinaria con resultados estupendos para nuestro exigente paladar. Este blog de cocina te trae hoy la receta perfecta para hacer unas fajitas de pollo a la mexicana, todo, de una manera rápida y sencilla que no te tomará más de 20 minutos.

¿Cómo Preparar Fajitas?: Receta Sencilla de Fajitas

La facilidad con la que se preparan las fajitas las convierte en un potaje ideal para una cena con amigos. El truco consiste en hace run buen “guacamole” y cocinar tiritas de pollo en su punto exacto. Si bien puedes hacerlas crujientes, debes percatarte de que no te queden secas y sí jugosas.

Ingredientes

Para hacerlas necesitaremos: 1 pechuga de pollo grande, 1 cebolla mediana, medio pimentón rojo, 1 ají picante, ramitas de cilantro, sal, pimienta y un poco de paprika para el pollo. También añadimos medio limón, 1 paquete de tortillas de trigo. Ahora para el guacamole necesitamos: Una palta pequeña, medio limón, una pizca de sal.

Preparación

Comenzaremos preparando el guacamole y para ello lo vamos a abrir y retirarle la piel para luego picarlo. Ponlo en un recipiente hondo y hazlo puré con un tenedor. Ponle limón y un poco de sal; mézclalo y guárdalo.

¿Cómo Preparar Fajitas?: Receta Sencilla de Fajitas

A continuación siguen las fajitas, y comenzamos picando la cebolla, el pimentón, el tomate y el ají picante en julianas (tiritas largas). Después haz lo mismo con el pollo.

Ahora vamos a condimentarlo para ponerle el sabor especial. Le ponemos sal, pimienta y la paprika.

Paso siguiente cogemos una sartén y la ponemos en fuego alto. Vamos echándole los vegetales en este orden: cebolla, pimentón, ají picante y tomate. Retira por un instante lo vegetales para ponerle un poco de aceite a la sartén y ahí dorar las fajitas de pollo. Cuando ya están doradas por ambos lados, le pones los vegetales y mides el nivel de sal.

Para finalizar sirve en una bandeja y ponle tallos y hojas de cilantro picado con un chorrito de limón. Se puede degustar con una tortilla de trigo y untarle guacamole. Enrolla y disfruta. Buen provecho.