Un alimento que nunca debe faltar en nuestra dieta básica es el huevo y sobre todo el cocido, pues resulta mucho más nutritivo que el convencional “huevo frito”. Si bien cocer un huevo puede ser una actividad demasiado fácil, a muchas personas se les hace un tanto tedioso hacerlo y al final sus huevos cocidos no salen como lo esperaban. En este post te daremos unos consejos básicos para cocer un huevo.

¿Cómo Cocer un Huevo?: ¿Cómo Cocinar un Huevo sin que se rompa?

Los principales inconvenientes que se dan cuando no cocemos los huevos de manera correcta son: yema verdosa, yema no centrada, dificultad para retirar la cáscara o la cáscara que se rompe cuando la ponemos en el agua. A pesar de ser un procedimiento sencillo existen las siguientes normas a seguir:

Si queremos evitar que la cáscara del huevo se quiebre al momento de cocerla tendremos que retirarla de la nevera un tiempo prudente antes de ponerla dentro de la olla; este suele ser el principal motivo por el cual se agrietan en el agua hirviendo.

¿Cómo Cocer un Huevo?: ¿Cómo Cocinar un Huevo sin que se rompa?

Otro punto a tomar en cuenta al momento de cocer un huevo es cerciorarnos de ponerle la suficiente cantidad de agua para que cubra los huevos completamente. No olvides ponerle una pizca de sal para que así el huevo pueda pelarse con facilidad.

Para lograr que la yema quede en el centro de huevo debemos poner el huevo dentro del agua cuando ya esté hirviendo, no cuando está fría; así el huevo se desplazará girando. Sin embargo es importante irlos girando despacio con una espátula de madera, por lo menos en un principio hasta que se muevan solos dentro del agua.

El tiempo de cocción ideal para el huevo duro es de 10 a 12 minutos cuando el agua ya está hirviendo. Procura respetar el tiempo de cocción, si no la yema se pondrá verdosa. Una vez que ya está listo, los sacamos y los ponemos en agua muy fría para que se pongan a temperatura normal.